Las mentiras y la cognición

21.01.2021

Constantemente le decimos a los niños "decir mentiras no está bien". Pero hoy quiero analizar la acción de mentir desde lo cognitivo. ¿Qué sucede?
La aparición de las mentiras coincide con el desarrollo de la capacidad para atribuir estados mentales. Tengo un pensamiento interno que no es igual al tuyo. Me hago una idea de tu interpretación y puedo cambiar mi discurso para hacerte pensar algo distinto.
Para llegar ahí tengo que tener consciencia de mi idea y de la tuya y estar seguro de lo que tu estás pensando para poderte mentir y cambiar el final de la situación.
Son los primeros pasos de la cognición social. Se está haciendo una teoría de la mente del otro. Sin embargo, si un niño está mintiendo, tenemos que preguntarnos:
1. Qué interpretación tiene del adulto o de la persona a la que ha decidido mentirle?
2. Qué evidencia recogió para hacerse esa interpretación?
3. La interpretación que él o ella se hizo es cierta? Porque si no lo es tengo que hacérselo evidente.
✅"Tu creías que yo te iba a castigar cierto"?
✅"Tu pensaste que tal vez te iba a quitar eso" pero no sucedió.
4. Qué pasa si la interpretación del niño es cierta y se cumple lo que él o ella estaba pensando y eso le genera malestar? Pues es probable que la próxima vez vuelva a mentir porque siempre vamos a tender a evitar el malestar o la amenaza. Son principios de supervivencia.
👁️Estamos enseñando por supervivencia o desde un aprendizaje consciente?